Cómo encontrar un trabajo remoto rápidamente

Cuando uno está recién interiorizándose con el mundo del trabajo remoto puede encontrarse desalentado de a ratos. La búsqueda laboral es un proceso que requiere de organización, estrategia y paciencia, es solo cuestión de planear y llevar a cabo los pasos con eficiencia.

Cuando uno observa el proceso de reclutamiento remoto puede encontrar muchos patrones que es bueno saber aprovechar y que ayudan a quiénes aplican a utilizar las herramientas y plataformas de la mejor manera para lograr sus objetivos.

Este artículo ha sido pensado para compartirte algunos de esos patrones y ciertos consejos que puedes aplicar para aprovechar las situaciones y lograr posicionarte positivamente ante el trabajo de tu sueño ¡Vamos!

1. Haz uso de los lotes de tarea

Como las bolsas de trabajo remoto se buscan, justamente, de manera online, es muy fácil toparse con distracciones y terminar por no hacer nada de lo planeado o por hacer cualquier otra cosa. Por eso, una buena táctica es aplicar el loteo de tareas o la organización de tareas en lotes.

Esta técnica consiste en, a diferencia de hacer todas las tareas espontáneamente, organizarlas de forma esporádica para ir haciéndolas en bloques. Por ejemplo, todos los lunes puedes dedicar unas horas a buscar trabajos remotos que llamen tu atención, mientras que el martes puedes dedicarte a contactarte con quién corresponda acerca de esos trabajos y así sucesivamente.

2. Obtenga apoyo de alguien que ya se encuentre en el rubro remoto

Muchos aspirantes al trabajo remoto pasan tiempo buscando información únicamente teórica, por llamarla de alguna manera, en la web acerca de cómo prepararse para dar este paso. Más allá de que esto también es necesario y beneficioso, lo mejor es poder hablar directamente con alguien que ya tenga experiencia en el rubro.

Trata de contactarte, tal vez a través de LinkedIn o Facebook, con personas que sepan del tema de primera mano y diles que te gustaría tener una charla con ellos para que puedan guiarte y aconsejarte certeramente sobre cómo comenzar y qué hacer. ¡Puedes obtener grandes consejos! 

3. Tenga claras sus prioridades

Muchas personas piensan que el trabajo remoto es algo distinto a lo que realmente es. Lo que queremos decir con esto es que, aún siendo una opción brillante, no siempre es para todos. Por eso, es bueno tener bien claras sus prioridades.

Lo mejor es hacer una lista sobre qué cosas estaría dispuesto a cambiar de su vida y cuáles no. Por ejemplo, la socialización con amigos y compañeros de trabajo, las salidas al aire libre o la distribución de las horas de trabajo, ya que, quiera o no, estos son aspectos de la vida que se ven modificados en gran medida a partir del trabajo remoto.

Si realmente, luego de hacer la lista, siente que está listo entonces siga hacia adelante, pero si no, tal vez no sea el momento adecuado y deba esperar un poco más mientras se prepara. 

En resumen, conseguir un trabajo remoto de manera rápida es algo posible de lograr acomodando las prioridades, organizando las tareas en lotes y consultando con expertos que hayan pasado por el mismo proceso. Aunque parezcan consejos obvios a veces no lo son tanto y la determinación es clave en el traspaso hacia este nuevo mundo.

Desde WeRemoto esperamos haberte ayudado y que el salto hacia tu próximo trabajo remoto sea lo antes posible y de la mejor manera  ¡Tú puedes!